Últimas Entradas »
Últimos Comentarios »
Entradas Populares »

Consejos “de LUZ” by Irene Goikolea

Escrito por admin el 23 Marzo 2009 – 23:06

Hace unos dias asistí al funeral de un pariente;el de una mujer, que dejaba un marido desconsolado y unos hijos jovenes. Era domingo y hacía un día radiante de primavera, que contrastaba con la gran tristeza de sus seres queridos. El marido nos insistió en que al finalizar la misa fuesemos al ágape que había organizado para los asisitentes. Es una costumbre, no me atrevo a decir vasca, porque creo que será universal, el agasajar a los asistentes a un funeral con un refrigerio. Seguramente que antes se hacía en casa, como se hacían la inmensa mayoria de las celebraciones, pero hoy en día todo ha cambiado y se celebran en restaurantes, bares, txokos…Yo he asistido a unas cuantas de estas celebraciones tanto en mi familia, como en la familia de mi marido. Quizas os preguntareis a que viene todo este rollo, pero es muy simple: los de amalurra mientras han estado escribiendo su blog, todos agradecian a Irene Goikolea por su apoyo en los momentos dificiles. Incluso tuvieron la osadia de decir que ellos la habían visto apoyarme en los momentos dificiles,y yo quería hablar del apoyo que Irene Goikolea me dió, en un momento muy dificil para mi, uno de los mas dificiles de mi vida: la muerte de mi padre. El haber ido a ese funeral me hizo revivir todos aquellos recuerdos y pensé compartirlos.

Empezando por final de la historia, el dia del funeral de mi padre, mi madre estaba destrozada, habían sido dos meses de hospital, durmiendo cada noche junto a él en una silla, viendo como él se iba consumiendo. Pero en su dolor tuvo la delicadeza quizas la generosidad….de pensar en la gente que vendría al entierro, y sobre todo en los que vendrían de fuera y quiso agradecerles con un aperitivo, pero no lo quiso hacer en casa y pensó en un bar donde encargó unos pinchos, bocadillos, bebida….Alli estuvimos amigos y familiares hablando de mi padre, de la vida etc.. Despues de pasar unos dias en casa con mi madre, volvi a Artzentales y tuve que escuchar de boca de Irene Goikolea, el que ya le habían comentado que mi familia había estado en un bar despues del funeral, con el juicio consiguiente ¡¡¡¡Que raro suena eso ¿no?!!!! ¡¡¡cuando un familiar se muere no se tienen ganas de ir a tomar algo!!!

Gracias a Dios en ese momento reaccioné, pero ahora me doy cuenta que no con el suficiente respeto hacia mi madre, porque me ví justificandola, y explicando su decision, cundo mi madre no necesitaba ninguna justificación. ¡¡Que arrogancia la de quien se cree superior y juzga a los padres en sus decisiones!! ¡¡Que arrogancia la de quien cree que sabe la manera perfecta para expresar el dolor cuando se te muere el compañero de tu vida!! y…….. ¡¡¡Que poca sensibilidad hablar asi de tu familia cuando se acaba de morir tu padre!!! ¡¡¡Que mas da lo que hiciera mi madre!!! que importancia tiene en comparación de su dolor, de su tristeza….¿ hay un manual de actuacion ante la muerte? Creo que cada uno es libre de expresarla como quiere, como puede y como siente y que Irene no tiene la varita,ni la formula mágica para saber como es lo mejor, ni lo perfecto.

Mi padre murió un 23 de febrero, despues de estar agonizando toda la noche, cuando llegue por la mañana a Artzentales fui a ver a Irene Goikolea. Cuando llegué me preguntó que tal y le conte como había ido la noche, le conté que cuando vi la angustia de mi padre yo había pedido un reiki y que la persona que se lo dió me dijo que estuviera tranquila, que mi padre estaba en paz, al oir esto se enfandó. Parece increible que una persona que va de maestra espiritual se enfade por esa tonteria, pero asi fue, su enfado se debía a que yo había confiado mas en esa persona que en ella, y por lo tanto me increpó con que haber que significaba ella para mi, en que lugar la dejaba yo ante sus alumnos ….etc

Aún conservo en mi cuerpo la sensación de bloqueo que sentí, no sabía que decir y ella siguió como hacía siempre para arrancar de mi una confesión, de que era verdad lo que ella decía. Salí de su casa confundida, con una sensación extraña, que no sabía explicar y que con el tiempo he comprendido. ¡¡¡ Fue insensible ante mi dolor !!! Se había muerto mi padre hacía unas horas y ella estaba preocupada porque yo había confiado mas en otra persona que en ella, y fue capaz de hacer que aquello fuese mas importante. Fue incapaz de dejar de pensar por un momento en ella y en su historia de siempre (de que no la poníamos en su sitio, de que no la respetabamos) para ponerse en el lugar de alguien que ha estado acompañando a morir a su padre hasta hacía unas pocas horas. ¡¡¡Que vanidad!!! y la vez ¡¡¡Que locura!!!, Tiene que ser una tortura pensar solamente en ti, en tu reinado, en tu lugar y sobre todo demostrar como sea que te lo mereces, por encima de todo y de todos.

Durante el tiempo que mi padre estuvo en el hospital, la solidaridad de Irene Goikolea fue escandalosa, se dedicó a criticar mi actitud, mi comportamiento y por extensión a mi familia sin el mas minimo respeto.Nadie ( incluida yo) le pidió consejo en ningun momento, pero su generosidad es abrumadora y te alinea ( ahora dira que te hace el mapa de ruta ) sin que se lo pidas, saltandose a la torera el respeto hacia las personas y la intimidad familiar, dando su opinión en cualquier momento.convencida de que es la voz de Dios y exigiendo agradecimiento`por su injerencia.


Etiquetas: , , ,
Publicado en General | 1 Comentario »