Últimas Entradas »
Últimos Comentarios »
Entradas Populares »

Ahora la grabacion completa

Escrito por admin el 23 Octubre 2009 – 19:00

Como ya podeis imaginar, no es la grabación completa, es un estracto.
Aqui os dejo todo el fragmento.

el-resto-de-lo-grabado.mp3
0:00 / 0:00

Esta es otra parte del mismo seminario, Irene primero nos habla del abuso que hacemos de ella, culpándonos como siempre y hablando de tonterías a otra alumna, que confiesa que había tenido dudas sobre irse o no. Usa la misma frase de siempre. “ Vete cuando quieras, pero vete bien, por la puerta grande, sin culpa” ¿ Quien se ha ido asi de amalurra? Nadie, una falacia. Luego habla gente con una culpa enorme por las dudas que han tenido, entre lloros, sollozos y confesiones. Ella misma reconoce que quien vive en amalurra tiene dificultades y necesita el seminario con ella. Tiene toda la razón porque en los seminarios Irene neutraliza las dudas a través de hacer sentir culpable a la gente, por haberlas tenido. Lo mejor empieza en el minuto 13, cuando habla la mujer con cancer y comienza el maltrato. Irene siempre ha vendido su trabajo como mágico para salvarte de las enfermedades, pero si se declara la enfermedad, es que no has hecho lo suficiente, es que no te entregas lo suficiente….


Publicado en Irene Goikolea, documentos | 105 Comentarios »

El plan III

Escrito por admin el 7 Octubre 2009 – 14:30

El año que la hija de Irene cumplió 5 años, se formó un revuelo fantástico en la comunidad. Desde que nació los regalos de cumpleaños, habían sido a libre voluntad de cada uno, pero siempre teniendo en cuenta quien era la niña, con lo cual, eran unos regalos valiosos, no en vano era el ser por el cual, nos habíamos juntado y daba sentido a nuestra vida en comunidad. Ese año 99, hubo alguien que se empezó a cuestionar, por qué se le tenían que hacer regalos tan caros, cuando a los demas niños se les hacía uno de parte de todos y muchisimo mas económicos. Había algo en su interior, que se revolvía y no pudo mantener silencio e inocentemente compartió su malestar. Esta familia no andaba bien económicamente, la mujer acababa de dejar un trabajo y pagaban una suma importante de préstamo, lo cual dejaba su cuenta corriente al rojo vivo todos los meses.

Como en amalurra, no existen los secretos y uno de los deportes que mas se practica, del cual yo he sido medalla de oro, es el chivateo, su malestar llegó a oidos de Irene, que montó en cólera. Nos convocó a una reunión extraordinaria en la cual nos dijo, que si había una persona que pensaba esto, no sólo era un pensamiento de ella, sino que reflejaba el malestar de todo el grupo y que todos teníamos que mirar haber que pasaba en nuestro interior. En su opinión éramos unos desagradecidos, teníamos con nosotros a un ser que iba a ofrecer su vida por todos y nos estábamos cuestionando una cosa tan materialista como el dinero de los regalos. En un golpe de efecto,  ella decidió que a partir de este momento ya no se le iba a hacer ningún regalo, élla tenía que velar por la energia que recibía la niña y no quería que recibiese nada que no fuese de corazón. Nuestros regalos eran de compromiso y no había ni una gota de corazón en ellos.

Salimos de la reunión, como siempre, con un sentimiento de culpa impresionante, teníamos que solucionar rápidamente el tema, para que a la jefa se le pasara el enfado por el ultraje que habíamos cometido. Decidimos para ello poner un dinero estipulado cada uno, que reflejara nuestro corazón y con la cantidad recogida comprarle los regalos. Durante unos pocos años asi lo hicimos. Las fiestas de cumpleaños, eran unos faustos dignos de una princesa, se hacían en la sala de reuniones del hotel, y la preparabamos entre todos. Unos las tortillas, otros los sandwiches, otros la decoración de la sala….. la madre al principio preparaba religiosamente la tarta del evento, pero con los años terminó preparando únicamente el relleno y eso también, con mucha ayuda.

Recuerdo, que en una ocasión, viendo el despliegue de medios que se hacía para la organización la de fiesta y la cantidad de regalos que recibía, muy recatadamente pregunté a Irene, que no sabía que responder a mi hija, si me preguntaba el por qué de aquel montaje. Las fiestas de los demas niños eran muchísimo mas simples, se hacían normalmente en casa, en la txabola o si el tiempo acompañaba fuera. De parte de todos se les hacía un regalo y luego el de los padres, osea nada que ver. Ella muy ufanamente, me respondió que le dijera que lo hacíamos asi para demostrar nuestro agradecimiento a Irene, yo como una pardilla asentí. Nunca mi hija, me preguntó nada y he de decir que agradecí mucho su discreción.

Al cabo de un tiempo,  Irene tuvo un clarón terapéutico-espiritual y nos dijo que detrás de poner todos la misma cantidad de dinero para los cuantiosos regalos, nos estábamos escondiendo y que no reflejaba nuestro corazón, con lo cual decidimos poner cada uno la cantidad que  quisiera. Esto tampoco llenó su exigencia y pidió a la persona encargada de recoger el dinero que le pasara la lista de las personas que lo poníamos , para saber la suma exacta que ponía cada uno y comprobar asi quien se entregaba de corazón, la cantidad  de entrega, la medía  en base al dinero que poníamos.

Como se recogía muchísimo dinero y a la niña se le hacían muchísimos regalos y muy buenos por cierto,  llegó un año en que a Irene parece ser que le remordió la conciencia y nos dijo, que en el cumpleaños le hicieramos solamente un regalo, como a los demas niños y que el dinero que sobrara, se lo entregaramos a ella, para irle comprando mas adelante, las cosas que le fueran haciendo falta. Todo esto de los regalos, fue con la hija mayor, pero mas tarde se fue extendiendo con sus otros dos hijos también. Estos cambios de parecer de Irene, según la tripa que se le rompíera y según sus caprichos, es a lo que nos ha tenido acostumbrados, pero siempre, lo ha sabido camuflar muy bien llamando a sus caprichos, terapia y razonándolos hasta que el inerlocutor caía extenuado.
Antes de que naciera el ser, un canal le comunicó a Irene que para poder cumplir con su misión, debía saber 4 idiomas antes de los siete años, para llevar hacia adelante este quehacer comenzó la peregrinación preescolar al extranjero, algo que se alargó durante toda la primaria de la niña. Primero, para hacer contacto con el idioma, fueron unos dias a Inglaterra,  para mas tarde ir cada primer trimestre de curso a San Juan de Luz y matricularla en una escuela, para que aprendiera frances. Todo esto, aunque raro, no lo hubiese sido tanto, sino hubiese necesitado un séquito que le ayudara a poder llevar su estancia con total comodidad . Cada lunes a las 6 de la mañana, se hacía el correspondiente desembarco de víveres de la cocina del comedor ( la cantidad suficiente para ahorrarle el trabajo de unos días) al coche de Irene. Siempre había quien la acompañaba en su periplo y permanecía con ella uno o dos días, según las necesidades de la jefa. Las necesidades de su familia o las de la comunidad, como siempre quedaban en su segundo plano, porque por lo general quienes la acompañaban, eran las encargadas de los niños y la cocina, con lo cual había que buscar quien las sustituyera en sus trabajos comunales. Esta claro que la función principal, de todos los miembros de la comunidad era el facilitar que la niña, lograra sus objetivos para cumplir su misión.

Otra anécdota resaltable, fue que el año 98, cuando llegamos alli,  hubo una persona que se iba a encargar de cuidar de los niños, esta misma persona había canalizado años antes, que Irene iba a necesitar mucho dinero para la educación de su hija. Viajes al extranjero, estudios superiores en universiades de prestigio, conocimientos “in situ” de difrerentes religiones…..Con lo cual, conmovida por lo que ella misma había canalizado, decidió como “entrega”, donar su sueldo a Irene, para los gastos que iba a tener en un futuro, en la educación de la niña. Ella con mucha visión de los negocios, pensó que la mejor manera de rentabilizar el dinero, era comprarse un piso e ir pagándolo con ese dinero y un poquito mas que podía salir de la misma caja, la caja del dinero que los demas padres poníamos para el cuidado de nuestros hijos, porque ella jamás pagó por el cuidado de los suyos. Tambien alquiló la casa a un miembro del grupo, con lo cual, todos los gastos y asuntos de la casa quedaban resueltos.Cuando la cuidadora de los niños, cesó en su trabajo y se puso otra en su lugar, que cobraba, Irene siguió cogiendo la cantidad correspondiente, sin variar en nada las condiciones anteriores, ni consultar con la gente que poníamos el dinero, nuestro parecer. Estoy segura, que por pura supervivencia, no por fe, hubiesemos asentido aunque por dentro nos hubiese rascado, pero en este detalle se puede comprobar la maginificencia de su reinado, es la Reina Sol. Yo hago y deshago a mi antojo, sin informar a mis súbditos de mis decisiones y sin preguntarles  su opinión.

Este hecho, como ya comenté anteriormente, nunca ha sido de dominio público en la comunidad, y eso que se hacía con el dinero de los padres. Hubo una persona, que aún sigue vinculada a la comunidad, que cuando se enteró de esto hace un año, su primera reacción fue negarlo, Irene no podía haber hecho algo asi. Supongo que cuando ya fue de dominio público, Irene daría una explicación en la como sempre, culparía a mas de una persona, por no haber informado del hecho al resto, quedando ella exenta de culpa, cuando la única beneficiaria y culpable ha sido ella. O quizas no dió ninguna explicación, como no la  dió cuando nos enteramos que factura de sus teléfonos las pagábamos con el dinero de la comunidad  y como ocurrió entonces, nadie se ha  atrevido a preguntarle nada. De lo que estoy completamente segura, es de que no se ha disculpado por haber cogido dinero ajeno tan astuta y sigilosamente.

Lo mas grotesco de este tema, es que despues de haber comprado un piso en Zalla con nuestro dinero, al venderlo, en un alarde de generosidad sublime, que tuvimos que agradecerle con total pomposidad, prestó el dinero de la venta a una de las sociedades, para la adquisición de unos terrenos. Este préstamo, ha quedado muy bien reflejado en las cuentas de amalurra ostatua s.l.. Un derroche de bondad, que su abogada se ocupó recientemente de recordarme, supongo que para convencerme y conmoverme por su buen corazón.

continuará……


Publicado en El Plan, Irene Goikolea, amalurra | 59 Comentarios »

Mi Verdad

Escrito por admin el 17 Agosto 2009 – 10:01

En cada ocasión que alguien abandonaba Amalurra, nadie de los que entonces nos quedábamos allí, nos poníamos en un momento en el lugar de la persona que lo dejaba, intentando comprender sus razones, sino que en cada abandono se repetía el mismo esquema, marcado por Irene hasta la saciedad. Los que abandonaban se iban porque estaban resentidos, no habían podido darle la vuelta a su resentimiento, no habían sido capaces de dominar su soberbia y esta había vencido. Hemos repetido y hemos oido de boca de Irene la misma cantinela una y otra vez, con cada deserción durante quince largos años.

Yo puedo intuir y saber las burradas que habrán dicho y las que seguirán diciendo sobre mi y mi deserción, todo ello para justificar sus actuaciones, pero he de reconocer que después de casi dos años fuera de Amalurra lo que me siento es liberada. Yo no me fui por resentimiento, ni me fui por soberbia, me fui ( como todos mis antecesores) ,porque no soportaba mas la vida inhumana que llevábamos allí. Me fui porque no soportaba mas el trato vejatorio disfrazado de espiritual, que me/nos dispensaba Irene. He vivido durante 15 años haciendo un verdadero esfuerzo e intentando ilusionarme cada día pensando que la situación cambiaría, es mas, incluso unos días antes de irme, ni tan siquiera me lo había planteado conscientemente, mi vida era aquella y mi mundo se reducía a la comunidad y a Irene. Por supuesto que al principio de salir, estuve resentida, muy resentida, cada día recordaba situaciones en las que ella me había humillado o había humillado a otro y la rabía subía y bajaba por mi cuerpo como una serpiente pitón. Pero poco a poco la sensación fue remitiendo y cada vez que algún recuerdo venía a mi mente era capaz de observarlo como en una película, hasta que por fin, ha llegado el día en el que he acabado riéndome de mi propia imbecilidad. No por ello dejo de sentir lo doloroso y dañino que ha sido el contacto con Irene para tanta gente, el dolor que ha provocado a su alrededor ha sido inmenso, diríase que incalculable.

En la medida en la que he ido rehaciendo mi vida, en esa misma medida he sido capaz de comprender mi comportamiento, he sido capaz de entender mis actuaciones y a que extraño resorte interior se debía mi aguante y sometimiento, cuando yo he sido y soy una mujer rebelde y de un fuerte carácter, es decir todo lo contrario al prototipo de mujer sometida y sumisa, que he tratado de desempeñar allí al lado de Irene. Me creí como ella me decía, que debía de callar y dejar de defenderme y ese era el paso para una evolución espiritual y personal, la paz llegaría cuando domara mi rebeldía y dejara de defenderme atacando. Una verdadera falacia que lo único que ha conseguido es llenarme de frustración por no conseguirlo y me ha mantenido a su lado mas tiempo, como mantiene a todos los que continúan a su lado. No hacen falta los aliniamientos de Irene ni su terapia del tres al cuarto, para un desarrollo personal, considero que sirve para todo lo contrario, para frustrarte y culparte aún mas si cabe. La vida con su innata sabiduría te da sin salir a buscarlas y muchos menos forzarlas ( como hacíamos allí) las oportunidades precisas para un verdadero desarrollo personal, simplemente dejándote llevar por el fluir de la vida, ella misma te sana y te moldea.

La enseñanza que he podido sacar de todos estos años de experiencia me la llevo guardada dentro de mi, y es la que me ayuda a poder ponerme en la tesitura de vida de cualquiera y comprender los diferentes comportamientos y actitudes de la gente ante ella, sin juzgarlos ni ponerme por encima, olvidándome por completo de lo que hemos aprendido en Amalurra de mano de Irene Goikolea. Porque ella sin criticar, juzgaba “con cariño” a todo aquel que no se ajustase a los cánones de comportamiento que ella consideraba que eran los adecuados, permitiéndose inmiscuirse en la vida de cualquiera ( se lo pidiese o no) vendiéndole consejos consejos baratos, cual vendedor ambulante de pelicula del oeste, para cambiar su vida, por un módico precio de 150 euros al mes. Sin respetar en absoluto el tiempo, la manera o el carácter de la persona, sin tan siquiera importarle las consecuencias a terceros que se pudiesen derivar de sus aliniamientos de pacotilla. Todo ello con el debido y medido aval de los maestros.

Al principio cuando comencé con el blog, los motivos que me impulsaron a escribirlos fueron diversos, el que mas fuerza tenía sin duda, era el de denunciar públicamente las maniobras fraudulentas teñidas de espiritualidad de Irene. Me rio solo de imaginarme las elucubraciones que se habrán hecho en las reuniones nocturnas, buscando el motivo por el que escribo el blog, seguro que han llegado a la conclusión de que escribo por venganza, que me mueve el resentimiento y lo mas grave para ellos, que he traicionado a Irene. Después de exprimirse tanto el cerebro han llegado a las mismas conclusiones que habáimos llegado con los anteriores, aunque esta vez la novedad ha sido que han intentando por todos los medios quitarme de en medio, aunque esto tambien lo han intentado con Miguel.

Al salir me costó aceptar que aquello era una secta, había pasado tantos años, defendiendo lo contrario, que me llevó un tiempo aceptar lo obvio. Salí, como salimos todos de allí, desorientada y sin querer hablar con nadie, pero aceptando de buena gana, la generosidad que te ofrecen gratuitamente, la familia y los amigos. Tuve que sentir en mi propia piel el maltrato sutil, no por ello menos cruel, de los amalurros, el mismo que yo había infligido a los disidentes anteriores, para ir templando mi mala leche e ir aceptando donde había estado y las consecuencias que se iban a derivar de ello. Gracias a Dios, tuve con quien llorar, tuve con quien hablar, hubo quien me escuchó, quien me aconsejó, quien me consoló y quien como mi madre, sin decir ni una palabra, me arropó como cuando era niña. Gracias a todos ellos, he ido saliendo de la rabia y he encontrado el verdadero mundo.

Tengo que reconocer que el otro motivo de escribir el blog, quizás mas inconsciente, era forzar a negociar a Irene, yo sabía que no soportaba que se expandieran sus actuaciones, porque como ella decía, sacadas de contexto no tienen el mismo sentido. Gracias a ir escribiendo me he dado cuenta que no tienen sentido ni dentro ni fuera de contexto, porque no hay contexto, porque todo es inventado por ella. Y que ha cometido mas delitos fiscales que el propio Al Capone, pero de eso no se puede encargar el blog, sino la justicia. También debo de reconocer que me está sorprendiendo como está respondiendo Irene al envite, que ha aguantado mas de lo que yo esperaba, y no hemos podido conseguir que se siente a negociar. En todos estos meses hemos ido llenando el blog de contenido, hemos ido desvelando algunos de los secretos de Amalurra y la imagen de Irene como terapeuta y casi casi como ser humano, ante la opinión pública diríamos que es irrecuperable. Con el paso del tiempo se han ido uniendo cada vez mas lectores y colaboradores, con lo cual hemos superado con creces el primer objetivo.

Sin querer también me ha venido muy bien como terapia personal, lanzar a los cuatro vientos que has colaborado en toda esta locura y recordarla de nuevo, me ha sentado estupendamente bien, para quitarme un gran lastre de encima. Cada vez que alguien me decía por la calle que leía el blog, me subían los colores y me avergonzaba, imaginando que pensaría que he estado enajenada al leer lo que escribía. Aunque siempre me han felicitado y me han animado a seguir. Estoy satisfecha porque me consta ( me lo han dicho ellos mismos) que muchos disidentes, a través del blog, se han sentido liberados y pueden hablar tranquilamente del tema. Irene se había encargado de llenar de culpa a la gente que ha estado a su lado, para que al salir se quedaran con todo esa culpabilidad en su interior, con lo cual unos por miedo a las consecuencias y otros por temor a que se descubra su opinión y los amalurros les hagan la vida imposible, no han hablado. Otros en cambio, no han podido hablar porque las consecuencias de su deserción fueron tan dolorosas, catastróficas y dramáticas que han necesitado años de terapia para poder liberarse del lastre. Al ver que salía a la luz la verdad, la gente ha descansado viendo que no hay consecuencias negativas por hablar y que todos al salir hemos sentido lo mismo y lo mas importante, que no estas solo ante Amalurra.y por fin se sabe la verdad, que tantos años ha estado oculta.

Yo seguiré en este viaje, me siento con las fuerzas suficientes para seguir hacia adelante con el blog, tenemos material de sobra para seguir informando a nuestra audiencia de nuestra experiencia amalurrense. Ahora ya no sé cúal es el objetivo, dado que de los dos objetivos que tenía uno se ha cumplido con creces y el otro no se cumplirá, pero tampoco me importa. Irene sopesará hasta donde está dispuesta a aguantar y cuanta correa y tranquilidad mental le quedan después de todos estos meses de despliegue informativo. Ella sabe que aunque se vaya lejos, hasta las antípodas si hace falta, la información del blog, la perseguirá como un fantasma cibernético por todo el planeta.
Maite

Publicado en Irene Goikolea | 25 Comentarios »

Una anecdota mexicana.

Escrito por admin el 31 Julio 2009 – 16:39

En octubre de 1996  un grupo mujeres de amalurra fuimos a Mexico. Yo en aquellos momentos tenia una hija de 4 meses a la indudablemente lleve conmigo. La anecdota que voy a narrar ocurrio un dia que fuimos de excursion y paramos en un mercado tipico mexicano, a unos cuantos kilometros de la capital. En este mercado Irene compro una manteleria, pero cuando ya ibamos a coger el autobus ( un microbus que habiamos alquilado nosotras para nuestros desplazamientos) se le ocurrio que no le gustaba y que la queria cambiar. Una de las componentes del grupo, diligentemente se ofrecio para ir, porque a Irene no le apetecia dar la cara, y me pidio que fuera con ella. Yo deje a mi hija en manos de otra mujer y humildemente, como corresponde a los sirvientes fieles, me fui con ella.
Al terminar la gestion nos dirigimos al lugar donde estaba aparcado el autobus y cual fue nuestro asombro que alli no estaba ni el autobus, ni nadie. Preguntamos a la gente de los alrededores y nos dijeron que un grupo de mujeres se habian subido a un autobus y se habian ido. No nos lo podiamos creer!! Habiamos ido a hacer un encargo de Irene y se habian ido sin nosotroas y con mi hija de 4 meses!! Estabamos en un pueblo a bastantes kilometros de Mexico DF y teniamos que regresar alli, no sabiamos que hacer. Una vez que se nos paso el estupor, y fuimos capaces de pensar, fuimos a coger un autobus, como nos indicaron amablemente, que nos llevara cerca de la capital y luego de alli cogimos un tren, para mas tarde coger un taxi que nos llevara el hotel. Yo estaba disparada, tenia los nervios a flor de piel, no sabia como estaria la criatura, sabia que le tocaba comer y me estaba empezando a angustiar. Llegamos al hotel antes que ellas y la espera en el hotel fue angustiosa de nuevo, no nos lo podiamos creer..
Cuando llegaron  las vimos sonrientes como si no pasara nada y nosotras como es normal, estallamos, estabamos enfadadas porque nos habian dejado tiradas y ni tan siquiera se habian dado cuenta y ademas vovlvian riendose. Irene enseguida callo a la otra diciendole que asi no se recibia a la gente que primero debiamos de haber preguntado a ver que habia pasdo y que ellas, sobre todo ella no se merecia ese trato. La muy jeta!!! Cuando habiamos ido a cambiar su manteleria!! Pero como tiene tantas preocupaciones en la cabeza, la preocupacion de dos esclavas que le estaban haciendo un recado no era importante. La otra callo y pidio perdon por su actitud enseguida. Yo no pude, se habian llevado a mi hija y para mi no era una simple anecdota, habia sido angustioso sobretodo pensando en ella.
Irene como de costumbre siguio insistiendome, me queria convencer que la criatura habia estado bien y que no habia sido para tanto. Yo era una exagerada. No recuerdo bien que paso despues, me imagino que acabe pidiendo perdon por haberles recibido de esa manera, cuando todo habia estado bien. Lo mas alucinante es que  de sus labios no salio un : “Perdon chicas, me tenia que haber acordado de que estabais haciendome un recado” ” Lo siento ha sido un despiste terrible” No, ella consiguio como siempre lo hace,que nosotras nos disculparamos, por nuestra actitud.
Nos  habian dejado literalmente tiradas, y no estabamos en Santurtzi al lado de casa, estabamos en Mexico a bastantes kilometros del hotel. Ellas no sabian si nosotras teniamos dinero o no. No sabian si sabiamos el nombre y la direccion del hotel o no, si sabriamos como llegar o no. Nos dijeron que en cuanto se dieron cuenta, habian vuelto a por nosotras, pero que ya no estabamos, fue lo maximo que hicieron por nosotras. Ahora al cabo del tiempo me pregunto, que si hubiese sido al reves, si nos hubieramos dejado a Irene tirada y nos hubiesemos llevado a su hija, que hubiese pasado? Evidentemente en amalurra existe una escala en la cual, Irene esta en la cuspide, por lo tanto dejarla tirada hubiese sido un drama que nos hubiese costado meses de destierro, ella hubiese sido implacable con nosotras, obligandonos a pedir perdon y demostrandole mas adelante con nuestros actos (aguantando sus humillaciones) que el perdon era sincero. Ante semejante descuido, no hubiese mostrado la benevolencia que nos exigio a nosotras,  ahogandonos con su verborrea nuestra protesta, la cual estaba mas que justificada. Estas son las diferencias que existen en amalurra, las diferencias de trato y de conciencia. A la jefa se le perdona todo, porque como bien dije yo una vez: ” Irene no se equivoca” Seguramente fue el destino el que provoco aquella anecdota para poner a prueba nuestra fe y nosotras no supimos encajarla como corresponde a unas discipulas que creen y confian en su maestra.
Maite

Publicado en Irene Goikolea, amalurra | 10 Comentarios »

La traición de Irene

Escrito por admin el 20 Julio 2009 – 21:59

Una amiga hace poco me hizo la siguiente observación: “hay momentos en la vida en que para continuar siendo el mismo, uno tiene que cambiar. Tú has tenido el coraje de cambiar, para seguir siendo la misma de siempre.”
Y esas palabras no se me han ido de la cabeza y todavía hoy me inspiran. He cambiado de trinchera pero no de lucha; he cambiado de camino, pero no de meta.
Irene habla de traición, se siente traicionada por nosotros, primero por habernos ido y ahora por denunciar públicamente la verdad. Para ella es una campaña de difamación, fundamentada en injurias y calumnias, que no tardará en denunciar judicialmente añadiendole la libertad de expresión y religión, para asi poder  limpiar su maltrecha imagen. Ya lo ha hecho con anterioridad ( recordemos los casos del familiar y de Miguel) sin conseguir resultado alguno, pero como ya dijimos, no ha conseguido aún el antidoto a su arrogancia: la autocritica. Y mientras no lo consiga,  seguirá luchando contra los fantasmas de su torturada mente, viendo traiciones en todos los ambitos de su vida.

 

Pero….nos preguntamos ¿ quien ha traicionado a quien?
Consideramos que es ella la que nos ha traicionado a todos los que un dia creimos en su proyecto y en su palabra. Ella cambió de trinchera y de meta, porque su ego y ambición cambiaron. Antes ella estaba en la lucha por la justicia y por la libertad; ahora está en el poder central de unas 100 personas y explotando unos cuantos negocios, que satisfacen su vanidad, su ego y su bolsillo. Y estar en el poder central implica cuidar de todo, no sólo de una parte, como hace Irene que cuida unica y exclusivamente de la suya. Esta realidad del poder es compleja, contradictoria y expuesta a las imponderables necesidades de las personas que están a tu alrededor, que no pueden ser desatendidas, si queremos sobrevivir.
Pero Irene nos traicionó a todos al prometernos que cuidaría de todos nosotros y del proyecto común y obligandonos creerle, incluso cuando todos veíamos una realidad completamente distinta. Ha cuidado de sus intereses personales, los de su familia y sobretodo de sus intereses economicos. Gobernar en un marco con tanta gente, es moverse en una realidad cuántica, llena de incertidumbres y virtualidades que cobran capacidad de respuesta a coyunturas nuevas y flexibilidad para cambios, que posibiliten seguir caminando hacia la misma meta, la de rescatar la libertad. Pero esa meta se perdió hace tiempo y la única meta que Irene persigue es la de su propio enriquecimiento. Aquí radica su gran traicion, enriquecerse hablando de conciencia, enriquecerse creando desigualdades, enriquecerse cogiendo dinero de la caja sin consultar previamente con nadie, con la excusa de que es para el proyecto de luz.
Todo depende de lo que entendamos por coherencia cada uno. Para nosotros coherencia es la adecuación entre teoría y práctica, entre cabeza y manos. Acontece, sin embargo, que en amalurra entre cabeza y manos no hay un paso directo al contrario,  una y otras se encuentran sumergidas en una realidad compleja, donde las personas y sus sentimientos no son siempre controlables por Irene. Estos actores tienen su lógica y su fuerza propias. Quien no los toma en cuenta, reduce la realidad al tamaño de su cabeza. Eso es lo que hace el fundamentalismo y todo pensamiento autoritario y esto exactamente es lo que ha hecho Irene.
Importa pues introducir una mediación: el juicio prudencial y práctico. Se han de hacer cambios guardando la coherencia con la cabeza, pero considerando todas las fuerzas de las personas que están presentes compartiendo contigo un proyecto. La coherencia de Irene olvida esas fuerzas y busca la adecuación inmediata entre cabeza y manos. Ella siempre ha sido partidaria de una confrontación que ha bloqueado todo y ha impuesto sus propósitos por la fuerza. Y ahí, ¡adiós libertad! Y buscando esta libertad que no existe al lado de Irene, pero que ella vende, es por lo que nos hemos ido muchos de los que un día estuvimos a su lado.
En el campo cultivado hay trigo y cizaña, dice el Maestro. Irene dice:” arranquemos la cizaña, porque la cizaña no tiene derecho”. No le importa que al arrancarla va a arrancar también el trigo. Es una coherencia directa, fría y desastrosa. La otra coherencia, histórica y eficaz, dice: dejemos la cizaña y el trigo juntos, pues si no, arrancaremos el trigo. Nuestro deber el de Jon y el mio, pues, es distinguir la cizaña del trigo, denunciar la cizaña y reforzar el trigo. En el momento oportuno, la vida los separara, cada cual con su destino propio.
Nosotros hemos cambiado para continuar siendo los mismos. Por eso, no es que nos pasamos de bando, sino, simplemente, de trinchera, en la misma lucha.
 
Maite y Jon


Publicado en Irene Goikolea | 26 Comentarios »

UNA REPRESENTACION MAGISTRAL DE IRENE

Escrito por admin el 8 Julio 2009 – 20:19

En noviembre de 2007 Irene tuvo (como ella lo calificaba) una cagada de vaca. Hay que decir, que Irene es de caserio, con todos mis respetos por la gente de campo, y muchas de sus alegorias tienen referencias campestres. Una cagada de vaca, en el lenguaje  común de los mortales quiere decir, inspiración, y esta de Irene fue la siguiente: “ Si a los disidentes, ella les había devuelto el dinero que ellos habían abonado por la terapia, a los que aún permanecíamos a su lado ¿ por que no? En definitiva,no nos habíamos responsabilizado de la enseñanza que habíamos tomado a través de ella. Estabamos doloridos y resentidos por haber recibido tanto sin haberlo pedido. Ella en esta situación vió claramente que el resentimiento que mostraban hacia ella los disidentes era un reflejo del resentimiento de todos. Desde que había ocurrido lo de la publicación en Kalegorria de aquel articulo( tachándonos de secta, de querer hacernos con el poder del pueblo etc..) no habíamos vuelto a hacer trabajo interno. En aquel momento no la habíamos defendido como ella se merecía, y habíamos tenido miedo de emprender acciones legales contra la citada revista, por lo cual, decidió devolvernos el dinero de la “terapia”desde esa fecha”

Esta fue su inspiración, que mas tarde como siempre consultó con los maestros para cerciorarse si estaba en lo cierto y era un buen paso. Antes de consultar, me lo contó. Yo me quedé atónita, porque suponía un montón de millones, pero ella muy fresca y sin ningún tipo de apego aparente, me dijo que había pensado vender el centro Loratze ( que es un piso de su propiedad en alameda mazarredo de 180 mt.) y con el dinero dela venta, pagarnos.Recuerdo que yo le dije que no era el mejor momento económico para vender y que esperara un poco, pero ella con su palabrería como siempre me confundió, siguió insistiendo que era el paso que tenía que dar, que para ella suponía responsabilizarse, de que nos había estado llevando por un camino que nosotros no deseábamos transitar. Me dijo que cuando el paso a dar es de corazón el universo conspira y que el piso aunque la situación económica fuese mala se vendería. Han pasado casi dos años y no lo ha vendido, creo que ni lo ha puesto a la venta.

Por supuesto los maestros le dieron carta verde, Irene es muy impulsiva e impaciente y en su afán de querer hacer lo que había sentido fue mas allá y decidió coger el dinero para la devolución, del que en esos momentos estaba entrando en amalurra con las células de la abundancia. El día que me contó lo que había pensado hacer, algo dentro de mi se revolvió, no lo veía limpio, porque no era su dinero. Cuando le dije que no lo veía claro, ella como siempre que se le cuestiona algo se enfadó, y me dijo que en realidad yo no quería que ella nos devolviese el dinero, pero que ella lo tenía que hacer y aunque se quedase sola, su responsabilidad era servir al proyecto. Una solemne tontería, pero creo que cuando te enfadas, la explosión de la ira, apaga la inteligencia. Ya que si en lugar de enfadarse  ella hubiese estado receptiva, sabiendo que yo estaba en plena crisis con ella, hubiera supuesto que a mi lo que ella hiciera con su dinero, me daba exactamente igual.  Que  lo  que yo sentía era que aquello no estaba bien, que para nosotros que era otro lazo mas de culpa que ella nos quería poner y que dispusiese así del dinero ajeno no me pareció ético.

El caso es que ella consultó a través de mi a los maestros, si estaba bien coger el dinero de las celulas y pagarnos inmediatamente en vez de esperar a vender el piso, los maestros le respondieron que esperase. Para ella esto fue la constatación total y absoluta de que yo no estaba bien y estaba canalizando mi ego. Porque a través del otro canal, le habían dicho que una vez de sentir las cosas, hay que hacerlas y si ademas el dinero estaba disponible ( que en este caso para ella estaba) que lo hiciera. Ya me estaba convirtiendo en un bicho raro, llevándole la contraria en tal excelsa y divina decisión. De todas formas,  ella mandó a la cajera, hacer las cuentas del dinero que nos debía a partir de la fecha que ella canalizó( que era la de nuestra negativa sutil a hacer trabajo interno), aunque hoy es el día que no entiendo el porqué de esa fecha y no otra.

Yo en un principio creí en su sinceridad y pensé que vendría a pedirnos perdón (por esa injerencia y falta de respeto de haberse metido demasiado en nuestras vidas) casa por casa, uno por uno, mirandonos a los ojos y dándonos las verdaderas razones que le habían llevado a ello. Pero unos dias antes me enteré que lo iba a hacer en común y para colmo delante de la gente de los grupos de Granada y Barcelona, lo cual me llevó de nuevo a no ver limpia la jugada. Era una escenificación teatral, no pedía perdón de corazón y nuestros sentimientos como siempre le daban igual. Ante 100 personas ¿ quien iba a ser el osado que se atreviera a expresarle algo de sus sentimientos? ¿Que sinceridad había en ella, cuando en lugar de dar un espacio intimo a la gente para que le abra su corazón y le muestre su dolor, después de tantos años de sometimiento, se coloca como una diva, digna como una cantante de opera , ante todo su público?.

Llegó el gran día de la devolución del dinero y fuimos todos a la sala de meditación a las 6 de la mañana, donde entre vítores y olor de multitudes apareció la divina, con un vestido largo y manto blanco cubriéndole los hombros. Junto a ella a un lado, la cajera con todos los sobres que  contenían  el dinero. Y comenzó la representación: nos llamaba uno por uno por nuestro nombre y se acercaba a nosotros dándonos el sobre que contenía el dinero, que anteriormente le habíamos pagado por la terapia. Al devolvernoslo, se disculpaba por habernos llevado por el camino de la luz sin nuestro consentimiento. ¿Os imaginais el teatro? ¡¡Como se puede ser tan payasa!! Estar devolviendo un total de 270.000 euros, como quien está dando a unos niños unos cucuruchos de cacahuetes. Esta claro que lo que le importaba entonces era su momento de gloria, sentirse por un instante desprendida y sutil ante todos sus discípulos. Estoy segura que se sentía Dios perdonando a los hombres sus pecados. Para ella era la demostración de su honradez y su falta de apego por el dinero ( esto fácil, cuando el dinero es de los demas), con este acto quería demostrarnos a todos que ella hacía su trabajo por servicio a la luz y a la conciencia. De hecho en parte lo consiguió, porque hubo gente se quedó impresionada con la puesta en escena, supongo que tambien sería porque tenemos pocas oportunidades en la vida, de ver tantos millones desfilando ante nosotros, con semejante soltura. De esta manera, utilizando la emocionalidad es como Irene ha hecho esclavos muy baratos.

Yo, en ese momento sentí que una gran losa de culpa caía sobre todos nosotros, sutilmente en la escenificación nos culpaba de no haber sido dignos de la gran enseñanza de luz, que emanaba como un manantial de agua fresca a través de ella. Ella en su torpeza de desear lo mejor para nosotros, en muchas ocasiones nos había obligado a beber del agua y lo sentía mucho. Como una madre que obliga a su hijo a beber por miedo a que se deshidrate. A partir de ese momento reservaba su enseñanza para aquel que demostrara sinceridad, ella no iba a arrastrar a nadie hacia la luz.

La puesta en escena fue brillante y muchos discipulos se tragaron el anzuelo, los que no nos lo creímos tuvimos que abandonar . Despues de irnos supimos, que ella contó que alguien de un grupo, le había prestado el dinero para la representación, quizas devolvió el dinero que había cogido de las células, con el que le prestó la alumna. Nunca lo sabré ni me importa, lo importante es la gran carga de culpa que sembró en todos, ya que nadie se atrevió a tocar ni gastar el dinero sagrado de la maestra.

Me supongo, que como otras veces que había montado este tipo de representaciones “culpatorias-victimistas”( aunque jamas tan grandilocuentes) una vez que le los discipulos le demostraron a traves de pasar pruebas humillantes, su sinceridad, Irene aprobó volver a hacerles “terapia” y volver a ser la voz de Dios para ellos.  Concluida la prueba iniciatica y comprobada la sinceridad de los pasos de cada uno( que estarían llenas de pesadas equivocaciones)  el siguiente paso de Irene sería aceptar con resignación cristiana al  alumno, haciendole sentir que nunca ha dejado de creer en él y que estaba segura de que  podía superar esta dificultad. Para mas tarde aceptar el sobre que contiene el dinero de la irresponsabilidad.  De esta manera el discipulo se siente de nuevo conectado a la luz  y de vuelta en el paraiso.Fin de la representación.

Maite


Publicado en Irene Goikolea | 24 Comentarios »

Una negociación para Irene Goikolea

Escrito por admin el 28 Junio 2009 – 20:36

En diciembre de 2007 abandonamos amalurra, y en febrero del 2008 , nos enviaron una carta en la que nos ofrecían 120.000 euros. Nosotros les contestamos que hasta despues del verano, no queríamos tener ningun contacto con ellos, y que por favor nos dejaran hasta entonces. El 29 de abril, nos llegó una carta en la que reconocían el trabajo que habíamos hecho alli, reconocian nuestra entrega en el proyecto. Decían que respetaban nuestra decisión de abandonarlo y hablaban de que ellos habían decidido seguir hacia adelante, y nos pedían que respetaramos su decisión de seguir y que para ello necesitaban liquidarnos la deuda cuanto antes. Un bonito eufemismo para presionarnos a que cogieramos el dinero que nos ofrecian, a traves de una soberbia manipulación, hablandonos del respeto hacia ellos. Nosotros estabamos perplejos, éramos los primeros a los que nada mas abandonar amalurra, les ofrecían el dinero, este cambio de estrategia nos confundía, pero teníamos clarisimo que no queríamos hacer ningun trato con ellos hasta despues del verano. ¿ era tan dificil de entendernos y respetarnos?

En vista de que seguiamos firmes en nuestra decisión, la siguientes acciónes fueron: primero una llamada pidiendonos respeto hacia ellos y que aceptaramos el dinero. A la cual les respondimos que si lo tenían lo guardaran en el banco y ya hablaríamos mas adelante. La siguiente fue una llamada intimidatoria ( despues de una reunión con Irene) en la que la persona interlocutora, nos amenazó de que si no aceptabamos el dinero, pondrían el asunto en manos de los abogados. Rapidamente nos pusimos en contacto con un abogado, para conocer nuestros derechos y pedirle que nos representara y mediara.

La siguiente llamada fue para pedirme que yo Maite, saliera de socia de amalurra, para que en mi lugar entrara el marido de Irene , me enfadé muchisimo, porque me pareció que como siempre, Irene me seguia tomando el pelo y no consideraba en absoluto nuestra petición de que no queríamos tener ningún contacto con ellos hasta despues del verano. Ella seguía en su terquedad en que le debíamos obediencia y sino accediamos de una manera lo haríamos de otra, pero terminaríamos obedeciendo, como hace con los miembros de amalurra. Por supuesto despues de oirle le volví a insistir que nos dejaran en paz.

De alli a unos dias, recibí un SMS en el móvil, en el que se me convocaba a una junta general de amalurra ostatua s.l., la primera junta en la historia. Llamé al abogado y él me comunicó que debían de informarme con seriedad a traves de una carta certificada y que estuviera tranquila, un SMS, no tenía validez legal. Al final llamé al contable y le pedí que me enviara las cuentas para verlas y que quería el contrato del marido de Irene ( que había empezado a trabajar como gerente en el hotel) y el suyo. El se escandalizó y me dijo que el marido de Irene era un colaborador (supongo que con el sueldo mas alto de amalurra) y él, el contable, yo ya sabía que su trabajo no era remunerado, sino de servicio al proyecto.

Llegó el día de la junta, pero yo no había recibido ni las cuentas, ni la convocatoria formal y una hora antes de la hora convenida, me llamó su letrada, preguntándome si acudiría. Le hablé de la poca formalidad con la convocatoria y de mi petición de que nos dejaran tranquilos hasta después del verano. Ella muy profesionalmente se autoinculpó, diciéndome que ella les había presionado para hacer la junta y comenzar a hacer las cosas bien. Creo que pensó que yo no conocía a Irene, ni sus técnicas de persuasión y manipulación, y sobretodo su poco respeto hacia las peticiones de los demás, cuando no coinciden con su opinión.

Al de un tiempo, nos encontramos con un miembro de amalurra en la playa, que siguiendo instrucciones de conducta amalurrense, se nos acercó. Sin respetar minimamente nuestra intimidad ( estábamos tranquilamente con unos amigos) nos empezó a cuestionar que hubiesemos cogido un abogado y nuestro poco respeto hacia ellos por pedirles que hablaramos después del verano. Muy en la linea de amalurra, llamó a nuestra petición IMPOSICION. ¡¡El colmo de los desprecios a la única petición que les hicimos, el colmo de la falta de respeto!! No entendía nuestra postura despues de tantos años compartiendo un proyecto. Me insistió hasta la saciedad por el motivo de nuestra petición, hasta que al final con lágrimas en los ojos, le dije: “ Necesitaba todo este tiempo, para situarme en mi nueva vida, primero fue colocar a los niños, para que se sintieran bien y luego quería situarme yo, despues de muchos años, he vuelto a mi pueblo y necesitaba un tiempo de adaptación. Despues de situarme y estar bien quería hablar con vosotros, necesitaba toda mi energia para adaptarme, no la quería desperdiciar negociando con vosotros, quería centrarme en que estuvieramos bien, los niños y nosotros y una vez de estar bien, empezar la negociación” Me miró y con la arrogancia típica de amalurra contestó: “ Podías haber arreglado primero con nosotros y luego dedicarte a tu familia” En aquel momento aunque estaba llorando y mostrandole a muy a mi pesar, mi corazón, me invadió una ira terrible y le contesté: “¿ quien te crees tu que eres para decirme a mi lo que tengo que hacer? Vienes hasta donde estamos, nos impones tu presencia, me insistes que te cuente el porque de nuestra petición y encima te pones por encima de mi sabiendo lo que es mejor para mi. Eres inhumana y no quiero seguir hablando contigo” Fue una actitud tipica de Irene la de ser incapaz de ponerse en los zapatos de los demas, ser insensible al dolor ajeno, poniendose, en el momento de mayor emotividad, a dar lecciones de conducta y consejos, cuando nadie se los pide. Una verdadera locura en nombre de la conciencia y del mal interpretado amor incondicional de maestra.

Durante el verano tuve unas cuantas llamadas de Irene a las que no conteste, porque no tenía nada que hablar con alguien, que se negó a escucharme, sino le imploraba perdón y había tenido la terrible arrogancia de atreverse a darme la libertad.

En todo este tiempo hubo y ha habido mas llamadas, mas “encuentros fortuitos”, mas acosos, mails, pero no estaban dirigidos a presionarnos a que cogiéramos el dinero, sino a la libre expresión de los sentimientos de los miembros de amalurra hacia nosotros.

En otoño ya nos convocaron a una reunión informal de amalurra, a la que acudieron nuestro abogado y Jon y comunicaron nuestra petición económica, de la que se escandalizaron porque les pareció exagerada. Pero no obtuvimos respuesta, ni contraoferta y al mes siguiente convocaron las juntas generales de amalurra y kolitzape en las que ellos aprobaron las cuentas que estan llenas de irregularidades.

En Enero recibimos una carta en la cual nos comunicaban que habían depositado 95000 euros en el notario y que los fuesemos a recoger, era el dinero exacto que consta en las cuentas que hemos puesto. Nuestra peticion, por supùesto estaba basada en la venta de las participaciones, una cosa es lo que hemos puesto y otra lo que se ha revalorizado y valen a dia de hoy las participaciones de las dos sociedades.

En abril, les volvimos a llamar para hacer una reunión y hablar de nuevo de nuestras peticiones, se reunieron con nuestro abogado, pero tampoco esta vez obtuvimos respuesta ni contraoferta, con lo cual hemos decidido pasar a la acción y denunciar al administrador de kolitzape y a la administradora de amalurra por falsificación de documentos. En el registro mercantil han entregado documentos firmados, en los que acreditan que se ha llegado a acuerdos en juntas generales que jamas se han hecho.

Lo mas impresionate de toda esta historia es la arrogancia supina de Irene, porque piensa que sino hemos actuado hasta ahora es porque no tenemos nada que hacer legalmente contra ellos. Su impaciencia y arrogancia le bloquean para pensar que si no hemos actuado ha sido porque estabamos esperando a una respuesta o contraoferta a nuestra petición y que tenemos muchos caminos legales para elegir . Su arrogancia no le deja ver tenemos una ética y unos sentimientos hacia la gente ( no hacia ella) con la que hemos compartido 15 años de nuestra vida y antes de emprender acciones legales, hemos valorado y reflexionado las consecuencias, y ante todo, les hemos querido dar tiempo para comenzar una negociación, que la arrogancia de Irene ha impedido.

Y creo que lo ha impedido porque le gusta negociar a su manera, bajo sus reglas, cuando aún la gente está débil por la partida de amalurra y la perdida. De esta manera, ella puede salirse con la suya, aprovechandose de esta debilidad y de la influencia que ella aún tiene en la mente, emociones y sentimientos de los que se han ido y no han tenido tiempo suficiente para desengancharse , recuperarse en la nueva vida. En estas circunstancias, es en las que yo le he visto negociar con la gente que se ha ido antes que nosotros, hablándoles con vehemencia de su compromiso con el proyecto, que era el de no pedir el dinero al irte y de su gran generosidad devolviendolo. Y lo mas terrible, asustandoles diciendo que al coger el dinero estaban acumulando karma, porque habían puesto el dinero en el proyecto para limpiar el pasado y al cogerlo se volvían a enganchar a él, a la oscuridad.

A nosotros nos ha costado comprender que su arrogancia era tan grande, tan seria, que raya la locura y que sería capaz de sacrificar a los demás ( haciendo ella el papel de sacrificada) por no darnos lo que pedimos. Los denunciados son únicamente el camino para llegar a nuestro objetivo que es ella . Les denunciamos a pesar de ser ellos, la gente de amalurra, la que cuidó con tanto amor de nuestros hijos en nuestra ausencia, haciendo de esta manera que fuese mas dulce. A pesar de ser ellos con los que compartimos alegrías y tristezas. A pesar de ser ellos quienes nos apoyaban, quienes nos ayudaban, quienes nos escuchaban y con quienes tenemos los únicos recuerdos gratos que mantenemos de amalurra. A pesar de todo lo que está pasando también sabemos, que ellos guardan en su corazón el mismo amor hacia nosotros, pero están defendiendo y defenderán a Irene hasta con su vida, serian para ello capaces de arremeter contra nosotros con toda su ira si ella lo pidiera ( en nombre de la lealtad hacia la maestra) debido a que la ceguera de ellos es tan seria y grande como la arrogancia de Irene.

Jon y Maite


Publicado en Irene Goikolea | 2 Comentarios »

Un alineamiento de Irene Goikolea

Escrito por admin el 19 Junio 2009 – 21:20

Hace once años cuando nació mi hija pequeña, tenía otra de 22 meses, vivíamos con mi hermano y su mujer en casa de mi madre en Bilbao, porque Artzentales estaba en plenas obras. En este panorama, pensé ir a pasar unos días a casa de mi madre a Lekeitio, era primavera, hacía buen tiempo…en fin un placer. Irene vino tambien a pasar unos dias al Hostal de la Emperatriz a Lekeitio con su marido y sus dos hijas. Solíamos hacer lo que hacen las madres “normales”: estar en la plaza hablando, tomando algo, pasar el tiempo mientras miras como los niños juegan….fueron unos dias tranquilos, en cierta manera felices.

Estando un día en la plaza Irene me preguntó a ver que intenciones tenía yo, si pensaba quedarme o ir a trabajar a Artzentales…Yo le dije que pensaba quedarme un tiempo e ir de vez en cuando, porque con dos niñas pequeñas poco podía ayudar. En ese momento vino la enseñanza sobre la entrega, que me llenó de culpa ¡¡¡gilipollas de mi!!1.Me dijo que con que cara me iba a quedar yo en Lekeitio cuando los demas estaban trabajando en las obras para poder terminar cuanto antes e irnos a vivir, y que yo tambien podía contribuir y ayudar en lo que fuera. Siguió diciéndome que iba de reina y que era una jeta. Ella en esos dias ya se había dado cuenta, que en realidad a mi lo que me iba era estar en Lekeitio en la plaza, con las demas madres, hablando de tonterias y de cosas superficiales. En mi interior sucedió lo de siempre: tenía que demostrarle a Irene lo buena alumna que era, que en realidad las cosas de las demas madres no me iban, a mi me iba la conciencia, el proyecto espiritual, la entrega….y lo hice. Ante la perplejidad de mi madre que no entendía nada, cogi a mis dos hijas, una recien nacida y la otra de apenas dos años y me volví a Bilbao, a la habitación donde viviamos los cuatro, en la casa que compartíamos con mi hermano.

El recuerdo de aquel verano es el de las prisas, iba a todo correr por las mañanas a coger el tren con las dos niñas, para ir a Artzentales a trabajar, a entregarme por el proyecto. Perdí la dignidad por demostrarle a mi maestra, que ella estaba equivocada y que para mi ante todo era la conciencia. Fui una idiota que no miré a mis dos hijas ( como las seguí sin mirar despues) que en aquel momento eran lo mas importante para entregarse y cuidar. Cada vez que me acuerdo, me siento mal y me arrepiento por haberme fiado mas de su palabra que de lo que anhelaba mi corazón en ese momento.

Ahora despues de 11 años, he vuelto a Lekeitio, a la plaza a cuidar de mi hijo pequeño y me he reencontrado con las madres, con aquellas que Irene tachó de simples, porque hablaban de tonterias y me he encontrado con unos verdaderos seres humanos. Unas madres que viven dedicadas a su familia y a la vida, unas mujeres que hablan de tonterias cuando es el momento de las tonterias, pero que tienen una profundidad interior y un valor impresionante como seres humanos. Me han acogido sin apenas conocerme, me han arropado, me han comprendido y lo mas importante, se entregan unas a otras sin hablar de entrega. Se quieren, se ayudan con los hijos, se animan ante el desanimo, se apoyan en los momentos duros, rien juntas en las juergas, lloran juntas en la tristeza y viven la vida sin teorias, sin filosofar, simplemente la viven a tope, con sus alegrias y tristezas. En definitiva, tienen una gran calidad humana.

He comprendido lo facil que es colocarte en un pedestal pensando que estas haciendo una gran labor por la humanidad y juzgar a quien cuida de sus hijos en la plaza, a quien lleva una vida “simple”, pero plena. Ahora he comprendido a donde me ha llevado dejarme arrastrar por la vida complicada de Irene, a no tener esa plenitud que tienen estas madres y estar buscándola en cosas que estaban fuera de mi, como el proyecto, el trabajo interno y demas tonterias, cuando lo tenía tan cerca: en mi familia.

Mis amigas ( las de antes y las de ahora) no venden sus consejos los regalan, para mi ese es el verdadero valor de la amistad, estar junto a una persona sin juzgarla este donde este, haga lo que haga. Como me dijo una amiga: “Si hemos estado contigo cuando has estado alli, ahora ¿como no vamos a estar? Estaremos contigo siempre”


Publicado en Irene Goikolea | 11 Comentarios »